Notas de Bangla Sahib y la experiencia de trabajar en Delhi

trabajar en Delhi, Gurudwara Sij, Bangla Sahib, Turismo en Delhi, Visita Delhi
trabajar en Delhi, Gurudwara Sij, Bangla Sahib, Turismo en Delhi, Visita Delhi
trabajar en Delhi, Gurudwara Sij, Bangla Sahib, Turismo en Delhi, Visita Delhi
trabajar en Delhi, Gurudwara Sij, Bangla Sahib, Turismo en Delhi, Visita Delhi
trabajar en Delhi, Gurudwara Sij, Bangla Sahib, Turismo en Delhi, Visita Delhi
trabajar en Delhi, Gurudwara Sij, Bangla Sahib, Turismo en Delhi, Visita Delhi

Aunque ya han pasado varios meses desde que me mudé a India, aún no he hablado de cómo ha sido mi experiencia de trabajar en Delhi. El primer día de trabajo llegué en un pantalón de rayas blancas y negras completamente empapados de sudor y preguntándome todavía si era verdad que estaba a punto de empezar a trabajar en Delhi en una empresa de moda India.

Pero el primer día pasó, luego la primera semana, y luego sin darme cuenta ya llevaba un mes en la rutina de trabajar en Delhi. Y aunque sea un rutina caótica, sigue siendo algo a lo que te “acostumbras”. Todo es muy contradictorio, porque a pesar de que yo llamo tu rutina, ningún día es igual. Todo aquí es una sorpresa constante.

Si, todo los días me arreglo y me alisto para salir a tomar un auto rickshaw que me lleve al metro, pero no sé si ese día me tocará un bhayia feliz, uno que me quiere enseñar a hablar en hindi, o uno que me quiere cobrar 3 veces lo que cuesta el recorrido. En la hora del almuerzo no se lo que probaré, porque los indios comparten toda la comida, es decir, a pesar de que cada uno lleva su almuerzo, todo se pone en la mesa y todos se sirven un poquito de cada cosa. Algunas son deliciosas, otra no tanto y otras son tan picantes al punto que me enferman.

Cuando termino de trabajar a las 5, salgo de la oficina y voy a Huda City Centre y cada día es una lucha para subirse al vagón del metro, si tienen en cuenta que es la primera estación de la línea, lo que significa que TODOS los asientos están vacíos, lo que significa que habrá  un centenar de mujeres empujando para entrar rápido y no tener que viajar de pie.

Y luego de haber logrado de forma exitosa sobrevivir a un día trabajando en Delhi y de lograr salir de metro ilesa, siempre hay dos opciones en esta ciudad: Descansar o disfrutar. Una noche puedes ir a ver series por streaming, otras te vas de rumba a Hauz Khas Village así sea un martes (o especialmente un martes) y otras vas a conocer más de la ciudad. La primera es la opción menos llamativa, porque si estás en India quieres vivir, y se supone que no viniste a dormir (aunque en mi caso no he vivido nada, porque ya soy famosa por poder dormir 14 horas seguidas un sábado).

Ya les he contando de lo que hay para hacer en Hauz Khas, así que les comentaré un poco más de visitar otros sitios turísticos en Delhi. El otro día fui a este lugar llamado Bangla Sahib, una Gurudwara (templo) de la religión Sikh (o Sij) y probablemente el más conocido en Delhi por los punjabis. Está muy cerca de Connaught Place, y una amiga mencionó que fue algo como su “premio de consolación” por no haber podido visitar el Golden Temple en Amritsar. Si no tienes tiempo en tu paso por Delhi para ir a Punjab, te recomiendo visitar este lugar y si puedes de noche (si eres mujer debes cubrirte la cabeza, así que te recomiendo llevar una pashmina). Vale la pena envolverse un poco con la mística cultura de los Sijs.  Fue una tarde muy tranquila, y fue una visita que disfruté muchísimo.

Por ahora seguiré dejando que mi “rutina” evolucione, seguiré adaptándome, quejándome de lo que aún no se me da, y disfrutando las cosas que para mi ya se volvieron familiares. Les estaré contando.

Leave your thoughts...